Los estudiantes serán evaluados desde 2008 al concluir cuarto de Primaria y segundo de ESO

MILAGROS ASENJO

ABC 19-05-2006 EDICIÓN IMPRESA - Educación

La Conferencia de Consejeros acordó ayer el calendario de aplicación de la reforma, que será aprobado por el Consejo de Ministros a finales del próximo mes

MADRID. Las medidas orientadas a paliar el fracaso escolar en la Secundaria Obligatoria (ESO) y las relacionadas con la escolarización de inmigrantes son los únicos aspectos de la Ley Orgánica de Educación (LOE) directamente relacionados con los alumnos que entrarán en vigor el próximo curso académico (2006-07), según el calendario que ayer acordó la ministra de Educación, Mercedes Cabrera, con las administraciones regionales en la Conferencia de Consejeros de Educación. Ahora, ese acuerdo deberá plasmarse en el proyecto de calendario, que el Consejo de Ministros aprobará previsiblemente el 23 de junio mediante el correspondiente decreto.

Junto con las mencionadas medidas, el próximo año académico comenzarán a aplicarse otras relacionadas con la elección del director, la composición del consejo escolar del centro, el acceso a la función pública docente, la ampliación de la jubilación voluntaria, las bibliotecas escolares, la constitución del Consejo Superior de Enseñanzas Artísticas y el informe que cada año deberá presentar el Gobierno al Congreso de los Diputados sobre los indicadores del sistema educativo.

En la reunión de ayer se ratificó la decisión ya avanzada por la Comisión general de Educación de retrasar hasta el curso 2007-2008 la puesta en marcha de las medidas sobre evaluación, titulación y repetición de curso. Las comunidades han aducido problemas de tiempo y razones de lógica para pedir esta demora hasta que comience la nueva Secundaria.

Reunión «doblemente constructiva»

Mercedes Cabrera señaló en rueda de prensa que el curso 2006-2007 servirá para realizar el «trabajo previo» de la aplicación efectiva de la LOE y resaltó que la propuesta de calendario se asienta en el diálogo y el debate con los consejeros autonómicos. La ministra calificó la reunión de «muy constructiva y «doblemente positiva», tanto por las intervenciones de los responsables autonómicos como por alcanzar un acuerdo sobre todos los puntos del orden del día. «Me parece fundamental, porque las comunidades autónomas son la pieza básica para la aplicación de la LOE», dijo Cabrera.

La Conferencia debatió también sobre el reparto entre las autonomías de 175 millones de euros en 2006 y unos 400 millones más en 2008 para generalizar la gratuidad del segundo tramo de Educación Infantil (3-6 años). La aplicación de la reforma tendrá un horizonte temporal de cinco años, y, por orden cronológico, estos son los aspectos más destacados:

Diversificación curricular. Su extensión se iniciará el curso próximo y pretende que los alumnos con mayores dificultades académicas puedan lograr el título de graduado en Educación Secundaria Obligatoria. Según la ley, los alumnos de 2º de la ESO que no estén en condiciones de pasar a 3º y que hayan repetido ya una vez en la etapa podrán acceder a programas más flexibles para alcanzar los objetivos que les permitan completar la ESO.

Escolarización de inmigrantes. Las administraciones favorecerán la incorporación al sistema educativo de los alumnos procedentes de otros países, sobre todo los que lo hagan de forma tardía. Además, y teniendo en cuenta las circunstancias de cada uno, se desarrollarán programas específicos para suplir las carencias lingüísticas o de conocimientos básicos de estos escolares para favorecer su integración. Asimismo, los padres o tutores recibirán la formación adecuada sobre las obligaciones que comporta la escolarización de estos niños en el sistema educativo español.

Nuevas enseñanzas. La implantación de las nuevas enseñanzas comenzará en el curso 2007-2008 y concluirá en el 2009-2010. Los decretos de enseñanzas mínimas estarán listos antes del 31 de diciembre de este año y entre el conjunto de reglamentos de ordenación académica estará el referido a la enseñanza de la Religión.

Repetición de curso. El curso 2007-2008 marcará el comienzo de las nuevas medidas sobre evaluación, promoción y titulación en la ESO. Con carácter general, los alumnos no podrán pasar de curso con tres o más asignaturas pendientes. Sin embargo, excepcionalmente se podrá promocionar con tres materias pendientes si el equipo docente lo considera pertinente, y después de analizar las posibilidades del estudiante para su recuperación.

Evaluaciones de diagnóstico. A partir del año académico 2008-2009, se realizarán las evaluaciones de diagnóstico sobre las competencias básicas alcanzadas por los alumnos al finalizar el 4º curso de Educación Primaria (9-10 años) y tras el 2º curso de ESO (13-14) años). Sin embargo, las comunidades autónomas podrán anticipar estas valoraciones. Las pruebas serán de carácter formativo y servirán de orientación a los centros y de información a las familias. Las comunidades que gobierna el Partido Popular ya han anunciado que efectuarán evaluaciones «extra lege» al finalizar cada etapa, es decir en 6º de Primaria y 4º de ESO.

Educación para la Ciudadanía. Esta materia comenzará a impartirse en Primaria el curso 2009-2010.