Educació negociará la jornada intensiva

La Vanguardia 22/01/2010

El Departament dŽEducació ha propuesto a los sindicatos de maestros y profesores, que amenazaban con nuevas huelgas, devolver la jornada intensiva a la escuela pública cuando haya acuerdo entre docentes y familias. Con el nuevo calendario escolar, que entrará en vigor el curso 2010-2011 se prevé suprimir la jornada intensiva, que la mayoría de centros públicos aplican en junio. Así las clases acaban a las 15 horas en compensación por las horas extra realizadas en las salidas escolares y colonias. Ante la oposición del profesorado, Educació abre la posibilidad de que, cuando los padres lo pidan y haya consenso, los centros puedan seguir con este tipo de jornada en junio. La conselleria que dirige Ernest Maragall también propone que las plantillas no tengan que acudir al centro obligatoriamente la primera semana de julio, como marca el nuevo calendario escolar, para preparar el siguiente curso, que comenzaría una semana antes de lo habitual. Los sindicatos dan tres semanas a Educació para que haga efectivas las nuevas medidas. Desde la oposición, CiU calificó de "renuncia" el hecho de que los docentes no trabajen la primera semana de julio.